Mar. Oct 19th, 2021

Por ello aplica gobierno de BCS, política de austeridad y correcto ejercicio de recursos públicos. Se tiene proyectado un ahorro estimado de 30 millones de pesos para finalizar el 2020 y en el 2021, ahorros estimados en mil millones de pesos. Sin embargo, la deuda que le heredaron los gobiernos panistas de Marcos Covarrubias como de Carlos Mendoza Davis, asciende a 9 mil 164 millones de pesos.

El gobierno del estado lleva a cabo una política de austeridad y del correcto ejercicio de los recursos públicos, que combata la corrupción y evite la impunidad. “La idea de la austeridad no es solamente un principio político, es una forma de mejorar la atención a los ciudadanos”, puntualizó el gobernador Víctor Manuel Castro Cosío, quien en conferencia de prensa informó que la deuda que mantiene el gobierno del estado, heredada de gobiernos anteriores, es de 9 mil 164 millones de pesos.

Ante representantes de los medios locales de comunicación, el mandatario sudcaliforniano dijo que la responsabilidad en el gasto público debe iniciar hablando con transparencia, y la mejor forma es que los ciudadanos sepan en qué se gasta el dinero.

En ese sentido dio a conocer que su sueldo será de 85 mil pesos mensuales; secretarios de estado, 75 mil pesos; subsecretarios, 65 mil; directores generales 60 mil; directores de área, 40 mil; coordinadores, 35 mil y jefes de departamento, 18 mil pesos. De igual forma, informó que el plan de austeridad consiste también, en el control de plazas, por lo que no habrá nuevos ingresos y se dará de baja a quienes tengan menos de 10 años y no desempeñen ninguna labor.

Adicionalmente al salario que perciban los trabajadores, precisó, no habrá bonos, nóminas complementarias o gratificaciones, puntualizó el mandatario estatal. Habrá una estricta vigilancia interna y externa en el gasto de los recursos, agregó.

Dentro de esta política de austeridad, se eliminan los gastos de representación, el uso de vehículos oficiales para fines particulares, se buscará reducir rentas de edificios, se aplicarán recortes en publicidad, y se subastarán 9 vehículos blindados.

Se tiene proyectado, explicó, un ahorro por el orden de los 30 millones de pesos al mes de diciembre del presente año.

Castro Cosío reiteró el interés de hacer un gobierno con el pueblo y para el pueblo, por lo que esos recursos ahorrados se habrán de reorientar a rubros prioritarios como la salud, la seguridad, la educación, entre otros.

Por lo que se refiere a la deuda que asciende a más de 9 mil millones de pesos, es heredada de los gobiernos panistas, que sin citar nombres, corresponden a Marcos Covarrubias Villaseñor y a Carlos Mendoza Davis, monto que representa el más del 50 por ciento del presupuesto anual del gobierno estatal del presente año, que es de 17 mil 140 millones de pesos.

Indicó que a 35 días de asumir la responsabilidad de gobernar a los sudcalifornianos, indicó que le dejaron una deuda en bancos por mil 55 millones de pesos a pagar en 10 años, además de pasivos por 9 mil 164 millones de pesos todos con el ISSSTE, Fovissste, el SAT, litigios y otros conceptos.

Destacó que si se sumara la deuda que tienen los cinco ayuntamientos junto con la del gobierno del estado, alcanzaría la cifra de 13 mil millones de pesos, por lo que instó a los gobiernos municipales a pasar a un esquema de austeridad y adelgazamiento de la nómina.

En lo que puede considerarse una primera conferencia de prensa en forma y acompañado de la Secretaria de Finanzas y Administración, Bertha Montaño, como del Coordinador de la Unidad de Comunicación Social, Vladimir Torres, Castro Cosío informó el haber recibido su gobierno un adelanto de 200 millones de pesos de parte del gobierno federal, de participaciones para el pago de nómina de la segunda quincena de septiembre, aunque afirmó, existe el compromiso de la Secretaría de Hacienda, de seguir dando estos adelantos en favor de la burocracia estatal.

En cuanto a los ahorros en gasolina que ha logrado este gobierno, indicó que los automóviles no serán de uso personal, y dijo que tan sólo la oficina del ejecutivo estatal durante el presente año pero de la pasada administración, tenía asignados 200 mil pesos de combustible al mes, “cuando nosotros en un mes gastamos apenas 17 mil pesos, ya nos ahorramos 183 mil, y en general en este periodo el gobierno ha ahorrado dos millones de pesos”, comentó.

Por lo anterior, anunció el remate de algunas de las nueve suburban blindadas que les dejaron y la búsqueda de rentas más baratas para oficinas de gobierno, ya que la oficina de la representación sudcaliforniana Ciudad de México se pagaban 100 mil pesos; y en cuanto a telefonía celular, gastos de representación, boletos de avión y viáticos, se ahorrarán 40 millones de pesos año.

Lo que si confirmó, que está en marcha una auditoría a la administración anterior, encabezada por el panista Carlos Mendoza Davis, por lo que en dos semanas se tendrán los resultados, y en caso de acciones pecuniarias, se procederá en consecuencia, pero tampoco se trata de una cacería de brujas o de una venganza, se actuará conforme a derecho.

Deja un comentario