Accidentes viales en la ciudad

Arq. Eugenio Santa Cruz H.

Diciembre 15 del 2020

Todos los que conducimos una unidad automotora dentro de nuestra ciudad Capital estamos propensos a tener un accidente vial por diferentes situaciones, circunstancias etc. Pero las más reiterativas sin duda entiendo son la de manejar en estado de ebriedad o con exceso de velocidad e imprudencia.

Habría que agregar a la estadística otros factores de riesgo como son el pésimo y en varios cruceros nulo señalamiento vial horizontal y vertical, la falta de alumbrado público que padece nuestra ciudad de La Paz a la que quieren comparar ingenuamente con una ciudad alpina suiza; a la mala calidad del pavimento en nuestras calles y los miles de baches que adornan esta ciudad turística conforman armas mortales para los automovilistas agregando por supuesto las velocidades indebidas e irresponsables del conductor al transitar.

Considero de una muy baja cultura vial de cortesía y respeto por parte de los que manejamos un auto, hacia el peatón, motociclistas y bicicleteros, pero también existe un enorme vacío por parte de la Autoridad “PREVENTIVA” de no exigir a motociclistas que transitan por donde se les da la gana, en sentido contrario, que conducen sin casco y a veces con familia entera en una sola unidad poniéndolos en grave peligro y así se les permite circular, traen sus unidades sin luces, sin placas, rebasando por la derecha, invaden carriles y hasta por carretera van cometiendo estas irregularidades, por ello el incremento de accidentes en este rublo.

Seguimos padeciendo de incertidumbre jurídica cuando en accidentes viales están involucrados los carros chocolates legaloides que circulan por cierto muchísimos en nuestra capital y que en un percance donde el peritaje resulta que el propietario de ese vehículo tuvo la culpa, prefieren que sus unidades se las lleven al corralón y perderlo a pagar por los daños ocasionados, y al otro afectado con sus papeles del carro en regla, lo dejan en encrucijada porque también le pretenden recoger el auto porque las partes no llegaron a un acuerdo y se niega a pagar su error a pesar del peritaje. ¿Qué sucede? Para que no te detengan tu auto, prefieres pagar por el golpe de tu carro por una imprudencia o accidente, aunque legalmente puedes ir contra este tipo de vehículos pero mientras tanto, te recogen tu carro y te lo llevan al corralón y te dejan a pie durante el proceso en la Agencia del Ministerio Público que determinará como te pagará el culpable, pasarán días interminables llenos de papeles y burocracia y sin carro. Yo tuve esa experiencia y por ello lo externo, preferí dejar ir al culpable que quedarme sin auto por semanas enteras.

¿Hasta cuándo regularizarán estas unidades ilegales que transitan en nuestro estado?

Pero regresemos al punto de fondo, es decir, “la prevención”, en tiempos actuales la Policía PREVENTIVA (la que previene accidentes y delitos) no existe o no hace bien su trabajo, siempre llegan después del incidente porque no hay prevención de éstos, enfrente de los Agentes pasan con el celular en la mano y no detienen al conductor, carros sin placas o sin luces por cientos y quien los requiere? carros cantina, picakps llenos de gente en las cajas, conductores que no hacen ALTO TOTAL en algunas esquinas que señalan ese criterio para cruzarlas. Los mismos policías irrumpen el Reglamento transitando a altas velocidades en ocasiones sin las torretas de protocolo, o van hablando por celular y algunas unidades municipales se les ve en todos los puntos de la ciudad diariamente estacionadas en puestos de comida, en banquetas tomando café, o en los retenes en ciertos cruceros que tienen instalados hace meses y que no sirven de nada.

Algo que me llama la atención es cuando por alguna casualidad veo una patrulla que detuvo un vehículo por lo que sea, siempre será de albañiles o autos de personas muy humildes o gente que se observa vienen de comunidades rurales, no sé si sea apreciación o suspicacia personal  pero me da la sospecha que van contra alguien que no les haga de tos la probable falta al Reglamento.

Sumemos a toda esta nube de problemática, la escasa e inadecuada instalación de semáforos al menos en las vías rápidas; aparte que hacen falta en la ciudad los existentes están mal sincronizados, mal instalados (algunos los tapan árboles, mamparas o están volteados o apagados), y por supuesto mal sincronizados en los segundos de movilidad para peatones y autos.

Según información estadística del Área de Vialidad y Peritaje de la Dirección de Tránsito Municipal, revela que por cada accidente que se registra en la ciudad de La Paz se generan casi 30 mil pesos por conductor afectado.

De Enero a Noviembre de este año 2020 se han involucrado en accidentes viales daños superiores a los 42 millones de pesos.

Comunicación Social de esta Dependencia Municipal también informó que en el mes de Noviembre destaca los daños materiales en un numero de 147 percances donde los involucrados sufrieron daños en sus unidades por el orden de los 4 millones 144 mil 700 pesos, es decir unos 28, 200 pesos en promedio por cada carro.

Por supuesto las vidas humanas que se han perdido en estos incidentes no quisiera enmarcarlos en estadística por respeto a sus familias y porque finalmente es un daño irreparable.

Hay que entender que los Servicios Públicos (recolección de basura), Agua Potable y Seguridad y Vialidad, son el rostro de una buena Administración Municipal, desafortunadamente, la percepción general de la sociedad paceña hace un recuento reprobatorio para estas tareas tan importantes en la vida Municipal en éstos momentos actuales. Sus responsabilidades sustantivas como Ayuntamiento no las han cumplido cabalmente.

Sin enfocar mi comentario a otras actividades municipales, las cuentas públicas del Ayuntamiento también se arrastran números deficitarios según se informa en las Sesiones de Cabildo donde los propios Regidores del Munícipe le han increpado acciones ejercidas sin tener conocimiento en  el pleno del Órgano de Gobierno, así se han manifestado algunos Regidores, pero bueno, ese es otro asunto que deberá tener una explicación en su momento.

Por ahora, lo más preocupante es la movilidad social que se avecina primeramente por las vacaciones en puerta, y por otra parte el tráfico vehicular que se multiplicará en estos días pre navideños; por ello la prevención será vital para evitar accidentes: y ahí en éstas circunstancias, es donde quisiera ver la gran cantidad de agentes dispersos por toda la ciudad en trabajo preventivo de accidentes así como se verán este 22 de Diciembre que ya con permiso de su Presidente saldrán a todos los cruceros de la ciudad a pedir su Bono de Navidad; justo? Claro que sí, hay muchos agentes ejemplares en la Corporación, pero cómo me gustaría que todo el año hubiera esa misma movilización que se observará éste martes 22 del mes en curso, tal vez con ello se bajarían las estadísticas de accidentes en la ciudad y estaríamos hablando de una Policía PREVENTIVA como debe ser.

Por lo pronto, hay que manejar con cuidado y salir lo necesario, respetando siempre el reglamento de Tránsito y a la defensiva. Les deseo una muy Feliz Navidad 2020.

Noticias del Día

Deja un comentario