Mensaje del Gobernador Carlos Mendoza Davis «Padrón de Negocios de sanidad económica, Regreso a clases, Uso de tecnología para monitorear grupos vulnerables»

Julio 10 del 2020

El regreso a clases, el listado de negocios que cumplen con protocolos, y el uso de tecnología para monitorear a grupos vulnerables al COVID-19Para proteger la salud de las y los consumidores, el Comité de Seguridad en Salud publicó la lista de empresas que se autoevaluaron y cumplen las medidas de seguridad e higiene, misma que continuará actualizándose. Pueden consultar el listado de las empresas que cumplen con sus obligaciones de manera solidaria y responsable en: https://coronavirus.bcs.gob.mx/Para el regreso a clases, las secretarías de Salud y de Educación trabajan en la integración de protocolos de seguridad para alumnos y docentes de cara al próximo inicio de cursos.Mientras tanto, para monitorear a grupos más vulnerables a los efectos del COVID-19, implementamos tecnología de punta. Las y los invito a ver mi mensaje.

Mensaje del Gobernador Carlos Mendoza Davis

Sobre: * Negocios que forman parte del padrón de sanidad económica * Regreso a clases * Uso de tecnología para monitorear a grupos vulnerables a los efectos del Covid-19

Les saludo con aprecio a todas y todos.

Agradezco su atención.

Tengo tres temas importantes que comunicarles: el primero tiene que ver con las medidas de protección a la salud de las y los consumidores en esta etapa de reapertura; el segundo sobre el regreso a clases y, por último, anunciarles sobre el uso de tecnología de punta para el monitoreo de personas de la tercera edad o con enfermedades crónico degenerativas que se hayan contagiado de COVID-19 y se encuentren en aislamiento domiciliario.

Como se los comenté, el Comité de Seguridad en Salud ha publicado ya las listas de empresas que han concluido su trámite de registro ante la Secretaría de Salud y forman ya parte del padrón de sanidad económica. Por ahora, solo se han publicado los negocios dedicados a las actividades de hospedaje y restaurantes, pero seguiremos incluyendo nuevas categorías próximamente.

Se trata de casi mil empresas de estos dos giros que, en los 5 municipios, han cumplido con el compromiso moral y legal de autoevaluarse en materia sanitaria y se han comprometido a cumplir los protocolos correspondientes para prevenir riesgos de contagio por coronavirus en sus clientes y sus trabajadores.

Cada empresa listada designó además a un responsable interno para aplicar y vigilar que se cumplan las medidas sanitarias y de higiene expedidas por la autoridad.

Si tú, tu familia o amigos tienen que utilizar servicios de alimentación u hospedaje en Baja California Sur, por su seguridad y tranquilidad consulten antes el listado de las empresas que cumplen con sus obligaciones de manera solidaria y responsable en nuestra página

coronavirus.bcs.gob.mx

Cada una de ellas ha puesto su prestigio y marca en favor de la confianza de los consumidores.

Los invito: para consumir productos o servicios, elijan a aquellas empresas que han cumplido, que se han comprometido, que han demostrado su compromiso con la salud pública y con una economía abierta, sana, que nos beneficia a todas y a todos. Aquellas que le aportan a la solución del problema tan grave que enfrentamos.

Cada uno de nosotros, debemos hacer la diferencia. Nada suple, nada, al autocuidado y, dentro de esto, se encuentra nuestra libertad y obligación de elegir correctamente lo que nos conviene, lo que protege nuestra salud y la de nuestra familia.  No nos equivoquemos.

A las empresas que están ya operando y proporcionan servicios o venden productos y no han realizado o concluido sus trámites de registro ante la autoridad sanitaria les invito a que lo hagan. Hay que ser claros: no es una opción. Se trata de una obligación legal determinada por el Comité Estatal de Seguridad en Salud que si es incumplida conlleva sanciones que van desde la multa hasta la clausura del negocio. Pero es también un imperativo moral de respeto con la sociedad en la que vivimos.

El número de personas infectadas no se ha detenido. Tampoco los lamentables fallecimientos que suman ya 95 y que, de haber prevalecido la prudencia, responsabilidad y solidaridad, muchos de ellos seguramente se hubieran evitado.

Aun cuando en los municipios de Los Cabos y Comondú comienzan a verse datos alentadores, si bien no de disminución pero sí de estabilización de los contagios, las cifras siguen siendo claras e insisten: no estamos atendiendo puntualmente las medidas dictadas; por el contrario, muchas familias se hacinaron en nuestras playas, cada vez hay más reuniones de amigos o familiares, asistimos a lugares cerrados donde hay aglomeración de personas y no se puede guardar la sana distancia, además sin usar cubrebocas o, cuando lo utilizamos, no lo hacemos correctamente.

A inicio del mes de junio, teníamos hospitalizadas en promedio a 30 pacientes por coronavirus.  En estos primeros días de julio, la ocupación ha crecido a 103. Una historia similar se presenta en el uso de ventiladores cuya disponibilidad disminuye en la medida que los contagios crecen

Hace algunas semanas les anuncié la adquisición de 24 ventiladores y monitores adicionales. Hoy, debido al incremento de contagios y hospitalizados nos vimos en la necesidad de hacernos de 25 equipos adicionales en la Secretaría de Salud, 16 más en el IMSS y 6 en el ISSSTE, para atender debidamente la contingencia. En total, en todo el estado contamos con 235 ventiladores.

Si bien es cierto nuestra capacidad hospitalaria y equipamiento se ha incrementado considerablemente, al ritmo que vamos, nuestro sistema de salud podría pronto comenzar a saturarse. La respuesta no puede ni debe ser seguir abriendo más camas para COVID y adquirir más ventiladores.

El tema no es solo que no se cuente con los recursos financieros, sino que, especialmente, se ha agotado ya, por falta de disponibilidad de personal especializado, la posibilidad de contar con más recurso humano; es decir, más médicos y enfermeras que puedan atender a enfermos adicionales por parte de las instituciones del sector salud.

La visión de la sociedad debe de cambiar. No podemos, en Baja California Sur, por irresponsabilidad, por falta de solidaridad, escribir una historia de terror, tristeza y desolación como la que hemos observado en otros lugares donde por falta de capacidad instalada, la gente ha muerto a manos del coronavirus sin poder recibir atención médico – hospitalaria.

Reflexionemos.

Si cada uno de nosotros nos cuidamos, lavamos las manos, guardamos distancia, usamos el tosido y estornudo de etiqueta, nos quedamos en casa lo más posible, usamos cubrebocas correctamente, consumimos en lugares que cumplen con las disposiciones sanitarias, estaremos cuidando a la vez, a nuestros seres más queridos y a los demás.

Por otra parte, en la medida en que nos cuidemos y los números de contagios disminuyan, haremos posible que nuestros niños y jóvenes tengan un regreso más seguro y oportuno a clases.

Reitero, el próximo ciclo escolar en su modalidad presencial, es decir, en las aulas, está condicionado sí y solo sí, logramos disminuir la intensidad de los contagios, el riesgo.

Las secretarías de Salud y de Educación trabajan en la integración de protocolos de seguridad para alumnos y docentes de cara al próximo inicio de cursos.

De nosotros depende poder arrancar a tiempo. Primero está la salud de nuestros alumnos, alumnas y de nuestros docentes.

Mi reconocimiento a todo el sector educativo sudcaliforniano que este 10 de julio concluyó de manera formal el ciclo escolar 2019-2020.

A nuestros más de 240 000 alumnas y alumnos de todos los niveles educativos les expreso mi admiración por su dedicación y compromiso bajo la presión de estos días de pandemia y resguardo.

A los 15 500 maestras y maestros, personal directivo y de apoyo les expreso mi gratitud por el gran trabajo que realizaron para cerrar con éxito el ciclo escolar en condiciones que no fueron las deseables ni las esperadas. 

A los padres de familia, mi reconocimiento por el respaldo a los maestros y a sus hijos para sacar adelante el presente ciclo en circunstancias extraordinarias. Trabajemos juntos para hacer del próximo uno exitoso.

Finamente, como lo señalamos desde el principio de la pandemia y la realidad observada en el estado nos ha comprobado, los grupos más vulnerables a los efectos negativos del coronavirus son los adultos mayores y quienes padecen enfermedades crónico degenerativas como la diabetes y la hipertensión.

Su riesgo de desarrollar una enfermedad respiratoria grave una vez infectados es mucho mayor por lo que deben, debemos todos, tenerles mayores cuidados para evitar en lo posible se contagien.

Por ello, a las personas pertenecientes a estos grupos y que lamentablemente hayan contraído y sido diagnosticadas por coronavirus, les proporcionaremos, a título de préstamo mientras dure su tratamiento, un oxímetro de pulso, que es un aparato que se usa en los hospitales para monitorear el ritmo cardiaco y el nivel de oxígeno en el cuerpo.

¿Por qué lo hicimos?

Porque se ha observado que algunos pacientes, especialmente los de estos grupos de alto riesgo, presentan de manera abrupta, un significativo descenso en la saturación de oxígeno que puede pasar inadvertido hasta que se manifiesta como una limitación respiratoria aguda que complica considerablemente su estado de salud.

Mediante el uso del oxímetro en el aislamiento domiciliario, junto con el paciente y sus familiares, las instituciones del sector salud podremos monitorear y alertarnos sobre la necesidad de trasladar oportunamente al hospital a un contagiado, mejorando su pronóstico y favoreciendo su recuperación.

Es importante recordar que, quien presente algunos síntomas o tenga la sospecha de estar contagiado por el virus, no debe acudir a centros de salud, clínicas u hospitales. No queremos incrementar sus riesgos de contagio. Por el contrario, queremos que no salga a la calle, que no use transporte público ni esté en contacto con otras personas o trabajadores del sector salud. 

Por ello, lo primero que debe de hacerse siempre es contactarnos mediante nuestra aplicación móvil en la página

coronavirus.bcs.gob.mx

o comunicarse al teléfono

800 BCS COVID

En ambos casos, te atenderemos con gusto por medio del mecanismo de atención domiciliaria que con éxito hemos implementado en nuestro estado y que nos ha permitido que más del 90 % de los pacientes se recuperen en su casa, sin tener que acudir al hospital.

La estrategia de atención domiciliaria se basa en el uso de la tecnología. En Sudcalifornia fuimos pioneros en el uso de telemedicina para enfrentar la pandemia. A la fecha, hemos atendido a distancia a más de 26 mil personas de la siguiente forma:

23 mil 800 fueron atendidos en video llamadas, llamadas por especialistas o se han realizado un autodiagnóstico;

2 mil 600 recibieron visita domiciliaria inmediata para efectuar la toma de muestra, realizar una valoración o incluso determinar un traslado hospitalario, como ocurrió con 73 personas que presentaron complicaciones asociadas a COVID.

Además, damos seguimiento diario a la evolución de la enfermedad de más de 600 pacientes positivos en aislamiento domiciliario por medio de nuestra aplicación de monitoreo electrónico y videoconsultas.

Todas estas acciones nos han permitido privilegiar el uso de nuestra capacidad hospitalaria para quienes por su gravedad verdaderamente lo necesitan, y lo hemos logrado sin incrementar el riesgo pues mantenemos nuestra tasa de letalidad en un valor que equivale a la mitad del promedio nacional.

Les recuerdo: a quienes se les ha confirmado que padecen coronavirus por medio de la prueba de laboratorio y no estén en posibilidades de aislarse en sus domicilios por la causa que sea, sigue a su disposición el albergue que el Gobierno del estado habilitó y proporciona de forma gratuita alojamiento, alimentos y asistencia médica para las personas que por propia voluntad decidan recuperarse en el lugar.  Quienes estén interesados, pueden también llamar al teléfono

800-BCS-COVID.

Sudcalifornianas, sudcalifornianos:

Este y otros esfuerzos no habrían sido posibles sin la colaboración, responsabilidad y valerosa labor del personal de salud.

Ustedes amigas y amigos médicos, enfermeras, personal de laboratorio, de intendencia, camilleros, operadores de ambulancias y personal administrativo en general, todas y todos, han sido pieza central para mantener la salud pública en nuestra tierra.

De corazón se los digo: ¡Muchas gracias!

Su labor debe inspirarnos al resto de la sociedad a ser responsables y solidarios, a redoblar esfuerzos, evitar salir a la calle por cuestiones innecesarias y, cuando lo hagamos, que sea con todas las precauciones posibles.

Todos tenemos una responsabilidad que cumplir. Por nosotros, y por los demás, hagámoslo.

Cuidémonos, hagamos posible el regreso oportuno a clases de nuestros hijos.

Garanticemos la salud de quienes más queremos: nuestra familia.

Tenemos claro lo que queremos y no queremos para Baja California Sur y nuestro futuro. Juntos venceremos.

Muchas gracias.

Noticias del Día

Deja un comentario