Mensaje del Gobernador Carlos Mendoza Davis «Programa de Emergencia Económica»

Abril 15 del 2020

Amig@s: les comparto este video a propósito de la carta que enviamos al presidente Andrés Manuel López Obrador, los gobernadores del
Partido Acción Nacional afiliados a la Asociación de Gobernadores de Acción Nacional. Es necesario elaborar un Programa de Emergencia Económica para conservar las fuentes de empleo. Todos necesitamos de todos. #MejorFuturo

Amigas y amigos Sudcalifornianos:

Lo he dicho y lo reitero.

Enfrentamos, en México y en Baja California Sur, una doble emergencia: de salud y económica.

La vida y la salud son prioritarias.

Pese a ello, no podemos ignorar que las familias enfrentan una dolorosa restricción de su ingreso.

Apoyar la subsistencia de los hogares, defender el empleo, cuidar el ingreso es otra tarea urgente.

En México, el 90% de los recursos se los queda el gobierno federal.

Es él quien tiene no sólo el deber, sino la posibilidad, de proteger el empleo, el dinero en los bolsillos de la gente y la comida en las mesas de sus hogares.

Pensamos que todos los mexicanos tienen el mismo derecho a recibir atención.

Estoy convencido que la mejor forma de proteger el empleo, es apoyando a las personas y a empresas que lo generan.

Me explico.

Hay quien se auto emplea. Y eso está muy bien. Eres tú, que bolea zapatos. Que vendes productos por catálogo.

Hay empresas de uno a cinco trabajadores: quien tiene un negocio propio -produce jugos, tiene una peluquería solo- es un emprendedor. O quizá una tiendita familiar, o un pequeño restaurante.

Hay también empresas pequeñas y medianas y, por supuesto, las grandes empresas que no sólo generan empleo, sino que contratan a muchas micros pequeñas y medianas empresas para operar.

Imaginen cuantas empresas pequeñas y medianas dependen de lo que consume un gran hotel.

El gobierno no puede ni debe pretender suplantar al sector privado como generador de empleo. 95 de cada 100 empleos formales en el país se generan en las empresas.

De ellos, las empresas pequeñas, como los talleres, taquerías, papelerías, generan 7 de cada 10.

Dejar de apoyarles a ustedes es un error y es una injusticia.

En el estado no estamos cruzados de brazos. Solo 12 estados han dado apoyos al empleo. Somos uno de ellos.

¿Qué hemos hecho?

Pospusimos el pago del Impuesto sobre Nómina, el pago de la Revista Vehicular así como que suspendimos todos los actos de fiscalización por parte del Gobierno del Estado.

Quienes tienen créditos con el Instituto de Vivienda se les difirió sin pago de intereses y recargos, los pagos correspondientes a marzo, abril y mayo.

Los ingresos claro que hacen falta al gobierno estatal en estos momentos difíciles, pero seguros estamos que hacen más falta para que se mantengan los empleos y la gente tenga mejores posibilidades de satisfacer sus necesidades elementales.

Además, para reactivarnos cuando hayamos superado la crisis, trabajamos en el diseño o intensificación de programas de impulso productivo familiar, crédito a la palabra y programas de cofinanciamiento con la banca de desarrollo e instituciones privadas para personas físicas, micro, pequeñas y medianas empresas.

Sin embargo, como lo dije con toda claridad al inicio de este video, se necesitan lo que podemos ayudar desde el gobierno estatal, pero no es suficiente.

El gobierno federal debe aplicar de inmediato un programa de apoyo.

Los programas que ha anunciado hasta ahora atienden, mayoritaria y sólo parcialmente, a quienes no están en la economía formal y eso no está mal.

Pero faltan muchos más.

Los gobernadores del Partido Acción Nacional le hemos enviado una carta urgente al presidente de la República solicitando pueda concebir y lanzar de inmediato un Programa de Emergencia Económica que garantice que las empresas, independientemente de su tamaño, continúen operando.

Demandamos 7 acciones:

Primero.  Otorgar estímulos fiscales: que se difiera el pago de impuestos provisionales y que el IMSS, Infonavit y Afores exenten las aportaciones patronales por un trimestre.

Segundo: Las micro, pequeñas y medianas empresas ocupan financiamiento de Nafin y Bancomext a tasas no mayores del 10 por ciento anual y a plazos de hasta 36 meses incluyendo 6 meses de gracia en capital e intereses.

Tercero: Los trabajadores informales requieren un ingreso básico solidario que les permita pagar con oportunidad servicios como agua, luz, así como la compra de alimentos y medicinas.

Cuarto: Los estados y municipios requerimos un incremento extraordinario en nuestros presupuestos de salud e infraestructura. No podemos atender circunstancias extraordinarias con recursos ordinarios.

Quinto:  Es necesario que se agilice el pago a proveedores del gobierno y en la medida de lo posible se anticipen las compras correspondientes al segundo semestre del año.

Sexto: las circunstancias actuales, hacen necesaria que se posponga la entrada en vigor de las reglas de producción automotriz hasta el año 2021, cuando ya se haya recuperado la capacidad de operación de las empresas de ese sector.

Por último, se requiere apoyar al sector turístico nacional que ha sido, hasta ahora, el más golpeado por esta crisis.

Es urgente ayudar a las empresas relacionadas con servicios turísticos a enfrentar la crisis generada por la pandemia, así como estar listos para detonar, en su momento, un Programa Especial de Promoción y Atracción de Inversiones que acelere el despegue del sector.

Se trata de defender el empleo. Cada uno de ellos es importante porque significa el bienestar de las familias, de las personas.

En nuestro estado, el turismo es la gran locomotora que arrastra con fuerza a otros sectores y nos brinda prosperidad. Es un vehículo altamente generador de empleos y de captación de divisas que representa más del 70% de nuestra economía.

No podemos dejar ni que se nos desbiele ni que se descarrile el tren del progreso sudcaliforniano.

No quedemos atrapados en el falso dilema de que los empresarios no necesitan apoyos. En esta crisis, todos, absolutamente todos, requerimos apoyo, solidaridad, generosidad, responsabilidad. Todos necesitamos de todos.

Un negocio, una empresa familiar, es un proyecto de vida.

Un empleo es fuente de sustento, pero también de afirmación personal.

Le reiteramos al gobierno federal respetuosa pero firmemente: no hagamos más dolorosa esta crisis.

Los emprendedores, los auto empleados, los empresarios de todos tamaños de Baja California Sur no quieren nada regalado. Quieren reconocimiento a su empuje. A su entrega. A su talento. Una oportunidad de sobrevivir y estar ahí cuando de nuevo salga el sol.

Se lo han ganado y están sufriendo.

Es hora, y es urgente, atenderles.

Ahora bien, la cara económica es la que comienza a asomarse en la crisis, pero sin duda, la de salud es la que ya este encima.

Con 165, seguimos siendo entre todos los del país, el estado que más casos positivos presenta en relación al número de habitantes que tenemos. No es honroso, no es motivo de orgullo. Por el contrario.

Además, las 5 muertes que ha generado ya en Sudcalifornia el coronavirus, por cierto, tomen nota, todas ellas en personas pertenecientes a grupos de alto riesgo, debieran de ser suficientes para darnos cuenta de la gravedad de la pandemia que enfrentamos. Para convencernos de la imperiosa necesidad de cuidarnos y cuidar a los demás.

Nuevamente llamo a todas y todos los sudcalifornianos a actuar con responsabilidad y solidaridad.

A quedarse en casa, a distanciarse cuando sea absolutamente necesario salir a la calle.

A seguir las medidas de higiene recomendadas, a lavarnos las manos correctamente y con frecuencia, a tener especial cuidado con nuestros adultos mayores, hipertensos, diabéticos, inmunosuprimidos.

Baja California Sur necesita de todas y todos y se que con todas y todos nosotros habrá de contar.

Sudcalifornianos y sudcalifornianas:

Cuenten conmigo irrestrictamente, cuenten con nuestro mejor esfuerzo, al límite de nuestras posibilidades, capacidades y fuerza.

Se que yo cuento también con ustedes. Nos necesitamos.

Muchas gracias

Noticias del Día

Deja un comentario