HABLE COMO HABLA | ¿LA ESPERANZA DE MÉXICO?

Por Giovanny Carlos Díaz

Abril 15 del 2020

Para la Comisión Federal de Electricidad (CFE) no hay imposibles. Ahora decidieron, en plena contingencia generada por el Covid-19, que sería buen momento para aumentar las tarifas eléctricas para industrias y hogares de alto consumo.

De nueva cuenta es otro golpe a la clase empresarial, a la misma que se le pide que no despidan a sus trabajadores pese a que el Coronavirus ha mermado la producción, venta y distribución de cualquier producto o servicio.

Mientras los empresarios piden a gritos un apoyo y/o estímulo fiscal para mantener sus operaciones lo más sanas posibles para no despedir a ningún trabajador, el gobierno que encabeza Andrés Manuel López Obrador (AMLO) ha negado cualquier tipo de apoyo, antes han dicho que van sobre la recaudación y el pago puntual de los impuestos.

No es raro que el Gobierno de México esté plagado de errores y dobles discursos. Por un lado, piden a los empresarios continuar con el pago de los sueldos a su base trabajadora, aunque no haya ventas. Por otro lado, esta clave política no genera una estrategia que estimule la estabilidad económica del país. Para recaudar todos somos buenos. ¿Así qué chiste?

No debo dejar de lado que también para el sector comercial aumentó la tarifa eléctrica en 8 por ciento en marzo, asegurando el Gobierno de México que esto se debió al incremento de precios de combustibles.

No falta mucho para que empiecen los saqueos en las tiendas, la rapiña pues. Esto lo digo porque, si el gobierno federal no otorga estímulos fiscales o algún apoyo extraordinario a los empresarios, y dado que en México entraremos en la etapa tres del Covid-19, habrá despido del personal en las empresas; y esto podría llevar a incrementar los robos, la rapiña -como ya lo dije-, los asaltos. Vaya, el ser humano es un animal que busca sobrevivir y no creo que una persona dude en cometer un delito si de ello depende obtener una ganancia y darle de comer a sus hijos.

¿Se han puesto en pensar en los adictos a alguna droga y/o al alcohol? Como no hay ganancias que le permitan generar la adquisición del vicio lo más seguro es que roben. pasaríamos a ser un país de sálvese el que pueda.

En algún momento, unos antes otros después, llegamos a creer que Enrique Peña Nieto gobernaba México con los pies, pero López Obrador se ha encargado, día tras día, de demostrar que se puede ser peor gobernante y carecer de sentido común y solidaridad, por lo menos durante esta pandemia.

Lastimosamente sólo nos queda esperar lo que venga, ayudar a quienes nos sea posible y cuidarnos los unos a los otros, porque por lo que veo, tenemos tres problemas: uno de salud, otro económico y en puerta uno de seguridad.

Para sus comentarios y/o sugerencias los recibo el soy@giovannycarlos.com

Noticias del Día

Deja un comentario