Conociendo la cultura mexicana

Profesora Idania Flores Meza

El trabajo en el aula debe ser guiado en base al desarrollo y la puesta en práctica de la creatividad, despertar el interés de los niños, llevarlos a que sueñen y esos sueños sean plasmados en productos que den enseñanza a quienes los leen.

En el caso de quinto grado, se invitó a los alumnos a que conocieran parte de nuestras raíces mexicanas, nuestra diversidad lingüística y Cultura Mexicana, es por ello, que se trabajó con el conocimiento y uso de diversos refranes, los cuales como bien es sabido son frases de origen popular que se repiten tradicionalmente de forma invariable, en la cual se expresa un pensamiento moral, un consejo o una enseñanza.

A partir de ellos, se propuso a los niños desarrollar una historia en la cual los personajes principales fueran animales actuando como humanos, ciertamente este tipo de texto son la creación de fábulas y el análisis de su enseñanza (moraleja), pero esta vez fue invitar a los niños a crear una fábula con su moraleja, pero a partir de un refrán, lo cual aunque significó un reto en un principio, los resultados fueron muy favorables, por ello, a continuación se muestra uno de los tantos productos que se obtuvieron, escrito por el alumno del grupo de 5° B Ángel Donato Chávez Meza.

Fábula el Zorro

Basada en el refrán: el que hace el bien y su mal escoge, de lo que venga que no se enoje.

Había una vez una zorra que tuvo un hijo, pero esta no lo quería, por lo que un día decidió hacer algo.

Como todos los días la zorra llevó a su hijo zorrito a la escuela, le dijo que lo quería mucho y su hijo entró a la escuela como siempre. En la hora de salida la zorra no lo recogió y simplemente lo dejó ahí. El zorrito esperó y esperó, su madre nunca apareció, murió de tristeza y angustia.

Días después la zorra se casó con un zorro, pero este no la quería porque era muy aprovechada, un día la zorra fue a su trabajo, pero su marido no la recogió, simplemente la dejó ahí, la zorra pidió un taxi para irse a su casa sólo para enterarse que el zorro la había abandonado. Moraleja: según hagamos el engaño, así recibiremos el daño.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .