El país dividido y con rumbo incierto debe cambiar, aun es tiempo: CMD

Por Bertoldo Velasco Silva
Foto: Gilberto Bonilla Rodríguez

Noviembre 10 del 2019

Ante los vaivenes y cambios que está viviendo el país, donde su intensidad es vertiginosa, aunque su rumbo es incierto, el gobernador Carlos Mendoza Davis dijo que la nación debe cambiar y eso, no está a discusión aunque difiere en la dirección del cambio, porque no es momento de divisiones, pues la polarización en que se encuentra, entorpece, la división encona y frena, y por eso, hizo un llamado a la unidad, a la concordia, a la recuperación de la hermandad entre mexicanos y entre sudcalifornianos para resolver muchos falsos dilemas, pues el país, no puede funcionar dividido.

En su mensaje político que ayer durante la lectura de su IV informe de labores, Mendoza Davis dijo que en la tarea de superar los enormes retos que enfrentamos, resulta imprescindible integrar, todos juntos, un generoso “nosotros”, porque el crecimiento y el desarrollo van de la mano y el propósito, es llevar equidad y bienestar a todos, en particular a los más necesitados, porque no hay desarrollo sin crecimiento.

“Puede haber, sí, crecimiento sin desarrollo, lo ha habido y es justamente lo que debemos corregir. Pero no podemos asegurar que haya prosperidad y bienestar si no hay educación de excelencia, inversiones, producción, por eso es necesario eliminar de los objetivos de gobierno la procuración del crecimiento, porque es un grave error que ya nos pasa factura, y dentro de ella, va nuestro Estado, es decir, somos damnificados de la contracción económica. Por eso Urge corregir, y la única manera de tener un desarrollo genuino, es mediante la generación de empleos formales, con seguridad social y bien pagados.

Insistió en que la mejor política social, ante los cambios que está sufriendo el país, es generar empleos con inversiones públicas, pero también privadas, que son cinco veces superiores a las del estado, y esas, no se pueden no deben sustituir a las otras, eso sí, que el gobierno invierta en lo que verdaderamente ayuda al bienestar de la gente, de alto impacto social, sin importar la rentabilidad y que el sector privado invierte en proyectos que le aseguren utilidades sin perder nunca su responsabilidad social.

Ese es el sentido que urge tome México, afirmó Mendoza Davis, porque “nos rehusamos a admitir que el gobierno tiene que estar integrado por personas que o son honestas o son capaces, pero no ambas cosas, pero en Baja California Sur tenemos servidores públicos eficientes y honestos, por eso lo afirmamos con conocimiento de causa: es posible tener funcionarios honestos al mismo tiempo que capaces, pues la eficiencia de un gobierno es tan grande como la eficiencia de las mujeres y hombres que la componen, ya que ser honesto es condición indispensable, pero no suficiente, para servir, luego entonces hay que ser competentes, pues de otra forma, se ofrece a la sociedad resultados honestamente lamentables”.

El ejemplo en la entidad, es la construcción de una poderosa alianza con el sector privado para ofrecer empleos como nunca antes y con el sector social para buscar ponerles el suelo parejo. Y ello se afirma por ser la entidad, el segundo estado con mayor participación laboral de la mujer: 55% contra 44 % del promedio nacional y ser el estado que recibe menos remesas del país: “aquí la gente no tiene que abandonar sus hogares por necesidad”.

Recordó que BCS ocupa el segundo lugar nacional en esperanza de vida con 76 años, pues vivir aquí, ofrece el más preciado regalo, el activo más importante: tiempo, vida. Y se ocupa, el segundo lugar nacional en conclusión de estudios de secundaria, mantiene izada la bandera blanca de alfabetización, pues 98 de cada 100 sudcalifornianos de 15 o más años, saben leer y escribir.

Además, se abate la informalidad, ya que se trabaja para que, en breve, la pobreza extrema sea aquí no más que un recuerdo.

Para apoyar a la población, se abrieron los hospitales estatales de Oncología y Psiquiatría, el hospital Regional de Ciudad Constitución y pronto lo hará el de Santa Rosalía; y aquí se opta por defender a toda costa el medio ambiente, reafirmando el que sea BCS el primer estado del país en decidir vivir sin plástico.

Pero también urge recuperar la certidumbre, porque el sector privado desconfía o ve con escepticismo, por decir lo menos, el futuro nacional y en BCS no permitamos que ese escepticismo nos alcance.

Por eso reafirmó que, no se cansará “de exigir al gobierno federal por todas las vías, incluso la legal ya en curso: ¡trato justo para Baja California Sur en materia de impuestos! Porque siempre hemos sido zona fronteriza y no tenemos porque dejar de serlo y pagar más impuestos que nuestros vecinos. Las familias sudcalifornianas exigimos que se nos de trato igual al resto de la zona fronteriza norte. ¡que Baje ya el ISR y el IVA en nuestro estado! Porque tenemos la razón, ya se expusieron argumentos sólidos ante la Suprema Corte de Justicia y en ella se confía en su buen juicio y atinada resolución.

El gobernador dijo que la entidad es injustamente obligada a pagar más impuestos, y a la par, se nos imponen recortes presupuestales, y aunado al no contar con participaciones y aportaciones que nos tocan a todos los estados por fórmula y de manera proporcional, como el recorte presupuestal del 2019 de 2, 200 millones de pesos con respecto al ejercido en 2018. A ello se suma la propuesta de presupuesto para el 2020 que incluye recortes adicionales por aproximadamente 300 millones de pesos más con lo que sumarían en dos años 2,500 millones de pesos a lo ejercido en 2018 que equivale al 14% del total del presupuesto anual, y ello impactará no al gobierno estatal, sino a las familias sudcalifornianos, porque habrán de suprimirse obras, acciones y servicios programados.

Por ello, Mendoza Davis consideró que esto, es el reflejo de un federalismo atrofiado. Porque los sudcalifornianos pagan más y reciben menos, son más obligaciones y menos derechos, por lo que es necesario, resaltó, defender el espíritu del federalismo fiscal, por lo que se demando del gobierno federal, el trato presupuestal que la población sudcaliforniana merece.

De igual manera insistió en que el gobierno federal en la solución definitiva para resolver el problema del suministro eléctrico y la protección al medio ambiente para conectar a BCS con el sistema eléctrico nacional y se retome la construcción del cable submarino, “idea que pareciera haber quedado en el olvido y sin presupuesto,

Para finalizar, Carlos Mendoza dijo que su gobierno “está dando muestra de que no hay peor que una idea cuando es la única que se tiene, pues siempre hay alternativa, opciones y posibilidades, por lo que hizo un llamado a redoblar esfuerzos porque se avizora un año difícil, aunque aclaró, que en BCS y su gente “no nacimos para el temor, no nos vence el miedo, despejaremos desde aquí, la incertidumbre, se trabajará más, se producirá más y venceremos a la adversidad”.

En BCS reitero el gobernador, “nos aferramos a ese mejor futuro que ya sentimos y estamos convencidos de que vamos en la ruta por un mejor porvenir, una ruta netamente sudcaliforniana, con mejor educación, con salud para todos, sin hambre, sin miseria, sin pobreza, pero con mayor empatía para entendernos y respetarnos, pese a las diferencias”. ¿Cómo?, con mercados de clase mundial, con inversiones con responsabilidad social y con trabajadores comprometidos con la excelencia, con un campo, mares e industria que producen para el turismo y con un turismo que compra lo de aquí y consume lo que aquí se produce, pero sobre todo, con la recuperación de nuestra tranquilidad, cambiando armas por libros y por deporte, con el orgullo de haber cumplido con nuestro deber”.

Un comentario sobre “El país dividido y con rumbo incierto debe cambiar, aun es tiempo: CMD

  1. El mensaje del Gobernador ayer en su informe es un grito que muchos mexicanos alzamos ante la incertidumbre que el gobierno federal ha causado en todos los rubros. Un reclamo justo, oportuno, respetuoso pero firme y concreto al mal trato que la Federación le Está dando a los Sudcalifornianos.

Deja un comentario