CENTRO MOSUO

Los temores

 Mónica Camacho López

¿Temes a algo? ¿Algo te causa angustia? “Para intentar definir el miedo, revisaremos la historia de la filosofía; Para poder explicarnos, me gustaría hablar hoy del pensamiento del filósofo alemán del siglo XX Martin Heidegger.

8COLOR

Heidegger, en su obra fundamental establece una diferencia entre dos sensaciones del hombre que muchas veces se confunden como iguales y que, de acuerdo con la diferenciación que hace este filósofo, están lejos de ser lo mismo. Hablamos de la diferencia que cabe establecer entre el miedo y la angustia. Hemos de tener en cuenta que el pensamiento del autor en dicha obra se podría definir como existencialista. El objetivo de Heidegger, como existencialista, al diferenciar el miedo y la angustia es delimitar claramente qué entiende por angustia. La angustia es uno de los elementos básicos de las filosofías de tipo existencialista: podemos encontrarla tanto en el existencialismo anticipado por Kierkegaard como en el existencialismo de Sartre. Esta insistencia en abordarla es debida a que la angustia es un estado en el que el individuo expresa su interioridad ante la propia existencia. Es por esto que en la obra heideggeriana se desarrolla más el tema de la angustia que el del miedo.

Continuando con el tema, diremos que, según Heidegger, el miedo tiene la característica de ser objetiva: tenemos miedo de los dientes de un perro que intenta atacarnos. En cambio, la angustia es el temor a una cosa indefinida; sería como temer a un fantasma o alguna cosa creada por nuestra mente que no se puede delimitar objetivamente como provocadora de este temor. Sentimos angustia por nuestra existencia ante el hecho de la muerte porque aquello que nos preocupa no está definido, es algo que no sabemos realmente, objetivamente, qué es.

Así pues, los dos estados son similares, ya que nos hacen sentir una inseguridad parecida, pero mientras uno de ellos tiene una referencia definida, el otro consiste en algo indefinido. De hecho, analizando un poco más este sentimiento, podríamos decir que el temor hacia lo desconocido que tenemos como posibilidad, nos provoca un sentimiento de inseguridad mucho más grande que el miedo hacia algo definido. Conocer el objeto de nuestra inseguridad de alguna manera provoca en el individuo una cierta seguridad, mientras que la inseguridad de la posibilidad crea un estado de alerta permanente por buscar o esperar la manifestación del objeto que crea nuestra inseguridad.”

Ahora bien: ¿Cómo enfrentarlos, conllevarlos o superarlos? Eso es un asunto tan debatible como técnicas, teorías y estudios ha realizado la humanidad desde el nacimiento de la psicología como disciplina académica.

La confluencia más recurrente es la que se refiere al “aquí y ahora”, vivir con nuestros sentidos cada momento nos permite acceder a los recursos necesarios para sortear nuestras inseguridades.

Esta navidad regalémonos momentos de TOTALIDAD con nosotros mismos; estar de cuerpo y alma con nosotros nos abrirá una perspectiva más llevadera ante nuestras preocupaciones.

Contáctanos

Facebook centro mosuo

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s